31 Mar 2020

¡Feliz Resurrección!

Fueron al sepulcro, y no lo hallaron.
Fueron a la muerte, y no lo encontraron.
Buscaron entre los difuntos, entre la tiniebla de los que ya no son, se afanaron rebuscando entre el NO del universo. Pero allí no estaba.

Dios está en el SÍ. En el SÍ a la Vida, en el SÍ al Amor, en el SÍ al sentido oculto y desconocido de este sufrimiento tuyo. Dios habita el SÍ, Dios crea el SÍ, Dios es el SÍ sobre el que se asienta tu propia Vida.
Porque no existes por casualidad. Porque no has venido al mundo como una coincidencia. Porque no estás aquí como un descuido. Tu Vida tiene sentido, SÍ. Tu vida ha sido querida desde siempre, SÍ. Tus problemas te llevan adelante, SÍ. Tu camino está sembrado de dificultades tanto como de amor para que aprendas a saltarlas a ellas y a descansar en él, SÍ.
Ya nunca nos cubrirá la sombra del NO. Ya nunca descenderán sobre nosotros las dudas del NO sé, NO entiendo, NO tiene sentido… Porque, aunque no sepamos, aunque no siempre entendamos, SÍ tiene sentido.
Sigue, lucha, camina, avanza, confía, cree, Ama… porque SÍ tiene sentido. Porque el «SÍ te quiero», el «SÍ confío en ti», el «SÍ te amo» son palabras llenas de Dios, son palabras que derriban el mundo de los NO, son palabras que derrocan el poder del mal, de la tiniebla, del pecado. «SÍ, te perdono», «SÍ me importas», «SÍ caminaremos juntos», «SÍ, buscaremos la justicia», «SÍ…»
La mañana del Domingo de Pascua ha transformado todos los días en Domingos, y todas las mañanas en resurrección de Vida.
SÍ, convéncete. Tu vida SÍ tiene sentido. Tu dolor SÍ cura. Tu confianza SÍ encuentra respuesta. Tu lucha por la justicia es una siembra que SÍ germinará, que Dios SÍ hará germinar, aunque no siempre tú lo veas. SÍ, confía. El Mundo Nuevo está a la vuelta de la esquina, el Mundo Nuevo ha empezado a habitar YA entre nosotros. SÍ. El Mundo Nuevo está llamando a la puerta de tu corazón.
Dios ha gritado al universo su Última Palabra. Y su Última Palabra es igual que la Primera:
¡SÍ!

7 comentario en “¡Feliz Resurrección!

  1. HermoSÍsimo comentario, Javi 😉
    Poco tengo que decir aquí, excepto desearte una feliz Pascua y alegrarme por lo que la Resurrección demuestra y que los cristianos ya sabemos: que al final, aunque a veces no lo parezca así, siempre ganan los buenos.

    Un saludo:

    Luthien Black.

  2. hola, te han salido unos versos muy bonitos de principio, todo un poema. No puedo evitar comenzar así, perdóname de antemano: «¿Podrías tú describir sin ni siquiera mentir… una noche como aquella, Magdalena..» jaja, es broma.
    Es que me encanta esto de Magdalena y los ángeles, y el aviso a Pedro,… es todo tan divino y tan humano al mismo tiempo que me fascina. Si no llegan a ir ellas, o ella, Jesús «pasa» de avisar a Pedro, en principio, por su cuenta. Deja, algo tan grande, un poco en manos de la iniciativa humana. Como ocurrió con el Sí de María. Todo tan grande y tan,para un observador externo, aparentemente «cutre». Es maravilloso.
    Porque eso es lo más extraño a los que nos preguntan, esa relación cielo- tierra tan real, tan invisible y tan permanente. A la gente le gusta que le digan que la resurrección es la vida nueva en Cristo, en el camino del amor, cierto por cierto,… que si los ángeles no son tan angelicales,…¡Y ahora vendrán las apariciones!.
    Quizá peque de poco científica pero los datos están en los mismos pedazos de pergamino, no?. Así que si el que resucitó es literal, y tan sobrenatural como una aparición, podrías aclararnos un poquito por qué la resurrección la anunciamos tal cual y no siempre así las apariciones, sino como experiencias reales pero expresadas en forma literaria… Cuál es el criterio, en este caso,sobre la «literaturidad», de unas y la literalidad de la otra.
    Muchas gracias, te deseo una muy Feliz Pascua.

  3. Qué lindisimo esto!

    Te deseo una muy feliz Pascua , y ya me estoy imprimiendo esto que escribieste mientras pienso en alguien a quien le hará muy bien recibir estas palabras, mejor dicha, esta palabra: SÍ!

    Un abrazo!

    (a veces me es imposible dejar comentarios acá, porque lo de la verificación visual me lo traba, no me aparecen las letras las más de las veces)- A ver si como anónimo me lo toma…

    Analía de http://www.levantarlamirada.blogspot.com

  4. Muchas gracias, Inma, Laia y Atalía.
    Vaya, Inma, me haces preguntas apasionantes y al mismo tiempo complicadísimas. La misma resurrección, como hecho literal que dices tú, recibe mil explicaciones y las más claras son precisamente las negativas (no es un sólo recuerdo, no es una alucinación de los discípulos, ni un montaje inventado por ellos, etc.).
    En qué consistió exactamente la resurrección sigue siendo un misterio (y cuando decimos en el siglo XXI exactamente en realidad queremos decir científicamente. La resurrección es un hecho de la historia que trasciende la misma historia; algunos dicen que es un hecho meta-histórico (más allá de la historia). Pero como vemos, esto tampoco aclara las cosas.
    Los cristianos partimos de una confianza básica en los que fueron testigos de la resurrección, o mejor, del resucitado. Ellos de verdad tuvieron la experiencia de que Jesús está vivo, aunque vivo de una forma diferente. Esta experiencia les dio fuerza para dar hasta la vida por ella y el mensaje que encierra (por lo que difícilmente sería un engaño inventado por ellos). Esta experiencia, según ellos, daba sentido a toda la historia, a todo el dolor y el amor humanos; y les daba sentido porque fue Dios mismo el que pronunció el SÍ definitivo sobre los muchos NO, o QUIZÁS que son la especialidad de los humanos.

  5. Gracias, gracias por recordarme lo de la metahistoria; la verdad es que con la premisa de Dios y su trascenencia podemos presentar casi todo, lo difícil es imaginarlo.
    Estaba yo pensando, después de ver una entrevista en CNN-plus a Eduardo Punset hablando sobre que el futuro no existe a causa de que todo lo imaginable ya lo hemos metido dentro de nuestro cerebro, como pasa en un ordenador, de modo que lo inventado son sólo “combinaciones” de recuerdos, que todo podría ser literal, sólo que lo que ell@s expresan sí corresponde con su experiencia pero no con la nuestra. Si hablan de ángeles, somos nosotros los que imaginamos un ángel y luego decimos, pero no fue así exactamente. Sin embargo ell@s ven un ángel y lo ponen tal cual porque ver a un ángel es exactamente la experiencia real que tienen y no la imaginada por nosotros. Ay que lío me he armado, pero bueno. Quizá el que a ell@s se les aparece Jesús, es lo que coincide con la descripción pero no con lo que nuestra imaginación representa en el cerebro, porque si ocurre como con el cielo, que “ni ojo vio, ni oído oyó, ni mente humana puede imaginar lo que Dios tiene preparado para los que le aman”, en nuestro caso sólo los que lo habrían experimentado podrían representarlo en su mente. En resumen, que si nos preguntasen si se les apareció un ángel y si les habló podríamos de este modo decir que sí, sólo que nosotros no sabemos lo que es que se aparezca un ángel y que hable.
    ¡En qué cosas me entretengo… Bona nit, inma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.